Estaba en el lugar y momento equivocado: una vendedora de tacos, en riesgo de deportación tras masiva redada de ICE en Texas

Ana Elena Azpurua

Univision 23 Dallas

Aug 30, 2018

DALLAS, Texas.- Elizabeth Torres fue a una iglesia el miércoles abrazando el documento en el que el gobierno le notifica que podrá ser expulsada de Estados Unidos por haber entrado sin permiso.

Torres cuenta que el martes en la mañana estaba en su camión de tacos en el estacionamiento de Load Trail cuando llegaron centenares de agentes migratorios a la fábrica de tráilers en Sumner, una zona rural al noreste de Dallas.

“Eran un montón, un montón”, señaló. De hecho, de acuerdo con el Servicio de Inmigración y Control (ICE) de Aduanas, fueron cerca de 300 agentes del orden los que llegaron a la empresa como parte de una investigación criminal contra la fábrica.

La agencia lo ha descrito como uno de los operativos más grandes efectuados en la última década en un solo sitio de trabajo. Más de 150 personas fueron detenidas, según cifras preliminares.

Torres afirma que intentó meterse en su tráiler de comida pero los agentes la mandaron a ella y a la pariente con la que trabaja a entrar en la fábrica.

"Nosotros no somos de la compañía", aclaró.

Sin embargo, por estar en el lugar equivocado en el momento equivocado se sumó el miércoles a decenas de familias que acudieron en busca de asesoría legal a la iglesia evangélica Filadelfia, en Paris, una ciudad de 25,000 habitantes a 15 minutos en auto de la fábrica.

Ofrecen ayuda gratuita

La mayoría de los que llegaban al centro de apoyo improvisado eran mujeres y niños, esposas e hijos de los empleados que fueron trasladados a centros de detención y seguían detenidos. De acuerdo con el consulado de México en Dallas, al menos 146 de los trabajodores afectados son mexicanos.

El esfuerzo por prestar apoyo legal gratuito arrancó el martes cuando Dalila Reynoso, organizadora de Fe en Texas, y el pastor de otra iglesia en Paris, Beto Prado, empezaron a ayudar a un puñado de familias que estaban todavía "en shock" a horas del operativo, señaló Reynoso.

La activista cuenta que viajó a Paris desde Tyler, otra ciudad del norte de Texas, a dejar volantes de "Conoce tus derechos" pero, al ver la necesidad, empezó a llamar a organizaciones y abogados.

"Así creció todo esto", dijo.

Representantes de Cosecha y RAICES están ofreciendo apoyo en la iglesia Filadelfia de Paris, Texas.

En menos de 24 horas, ya prestaban servicios representantes de RAICES y activistas de Cosecha, algunos portando camisas con el mensaje "Nos importan". LULAC donó comida y estaba reclutando abogados, señaló un vocero. La iglesia en el número 188 de la calle 19th S.W. se ha convertido así en el epicentro de la ayuda para las familias afectadas.

Los seres queridos de los detenidos llegaban poco a poco. Algunos esperaban sentados en los bancos de madera del templo. Enfrente, tenían una tarima repleta de instrumentos musicales que nadie tocaba y daban cuenta de tiempos mejores. Los 95-100 grados Fahrenheit del verano texano se hacían sentir en el templo y más de uno cerraba los ojos mientras esperaba a ser atendidos por abogados. Parecían rezar o descansar un momento después de un golpe que varios describieron como "devastador".

"La mayoría vienen buscando asesoría, cómo van a poder sacar a su familiar", señaló el pastor Moisés Navarrete.

El jueves, el consulado de México en Dallas iba a enviar representantes al templo para un conversatorio sobre el proceso de detención.

Receive recent news from the League
of Latin American Citizens.

Become an eMember!